Cómo crear un plan de pago de deudas

Si estás endeudado y estás buscando una manera de recuperarte, ¡entonces esta publicación del blog es para ti! Aprenderás a crear un plan que te ayudará a pagar tu deuda. También hablaremos de algunos consejos y trucos para que pagar las deudas no sea una tarea tan abrumadora. Si quieres más información sobre cómo crear un plan de reembolso o necesitas ayuda para establecerlo, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

Tabla de contenido

  • Obtenga una visión clara de su panorama de deudas
  • Comuníquese con prestamistas y acreedores para negociar mejores condiciones
  • Investigar las opciones de consolidación de deuda
  • Priorice sus deudas y elija un enfoque de pago
  • Elabora un presupuesto claro
  • Establecer metas alcanzables
  • Haga una pausa en la nuevas deudas
  • Configurar pagos automáticos y recordatorios regulares
  • Destina cualquier «moneda sobrante» a los pagos para salir de las deudas
  • Establecer un fondo de emergencia

Un plan paso a paso fácil de seguir para pagar tus deudas

1.- Obtenga una visión clara del panorama de deudas

Di adiós a las deudas con una hoja de cálculo.

Tanto si todavía estás estudiando como si hace tiempo que dejaste la universidad, nunca es demasiado tarde. El primer paso es tener claro tu «panorama de deudas». Creando un resumen fácil de leer. Y organizando toda la información sobre las diferentes fuentes de préstamos: Incluye tarjetas de crédito, cuentas de préstamos estudiantiles, líneas de crédito personales, entre otros. Con esto te dará tranquilidad a la hora de tomar decisiones

2.- Comuníquese con prestamistas y acreedores para negociar mejores condiciones

El primer paso para tener la deuda bajo control es averiguar lo que debe. Una vez que sepas a quién y cuánto, acércate a las personas o empresas que te prestaron dinero para esas deudas con un plan sobre cómo se puede pagar más fácilmente que antes ahora que las cosas están mejorando financieramente. Si tu puntuación de crédito ha mejorado desde que tomaste esos préstamos, busca refinanciarlos con tipos de interés más bajos mientras estén disponibles.

3.- Investigar las opciones de consolidación de deuda 

La consolidación de deudas puede ser una gran opción para reducir sus gastos. Pregúntese si consolidar todas sus deudas en un nuevo pago mensual con bajos tipos de interés es la mejor idea para usted, o si la refinanciación tendría más sentido.

4.- Priorice sus deudas y elija un enfoque de pago

Si la consolidación no es adecuada para usted, decida el orden en el que desea liquidar todas sus deudas por separado. Nunca querrás dejar de pagar ninguna de ellas -especialmente cuando se trata de una deuda garantizada en la que es posible perder un activo-, pero lo ideal es que intentes pagar más de un saldo a la vez hasta eliminarlos sistemáticamente

5.- Elabora un presupuesto claro 

Para poder pagar toda la deuda, es importante que primero entiendas a dónde va tu dinero. La forma más eficaz de hacerlo es elaborando un presupuesto claro. Eso significa calcular lo que ganas al mes y luego restar los gastos: los pagos del alquiler/hipoteca, los gastos de la compra de alimentos (o ambos si están combinados), la gasolina para desplazarte por la ciudad en tu(s) coche(s), las facturas de la electricidad… ¡Todo!

Una vez que hayas hecho la lista, anota cuánto dinero podrías destinar a pagar la primera deuda de la lista hasta que esté totalmente saldada, así como tener algo de sobra para emergencias como electrodomésticos rotos, etc. Pero recuerda no dedicar más del 10% porque hay otras deudas que también necesitan ser pagadas.

6.- Establecer metas alcanzables

Tienes que definir lo que quieres, mirar tus objetivos y desglosarlos. Por ejemplo:  Si tengo una deuda de 5.000 euros por el préstamo de mi coche con un plazo restante de 3 años. Entonces, necesitaré cinco años de pagos mensuales para liquidar el saldo por completo.

Sin embargo, si cada pago se destina sólo a los intereses (en lugar de pagar parte del capital – esto sería un plan de amortización acelerado) podemos averiguar lo rápido que se podría recuperar ese dinero utilizando una calculadora como Debt Snowball Calculator o la herramienta del método de bola de nieve de Dave Ramsey en línea.

Una vez que hayas determinado la fecha de la meta que parece más alcanzable, establece recordatorios para que estén siempre presentes en tu pantalla de radar.

7.- Haga una pausa en la nuevas deudas 

Si te tomas en serio lo de salir de las deudas, es importante que evites contraer nuevas deudas de tarjetas de crédito mientras trabajas en tu plan de pago. Puede establecer un bloqueo temporal que impida la compra de más artículos con plástico o si no quieres llegar a esos extremos, puedes optar por esconder las tarjetas de créditos hasta que tus deudas estén en cero.

8.- Configurar pagos automáticos y recordatorios regulares

Pagar las deudas es algo que requiere una atención constante. Ya sea estableciendo pagos automáticos o manteniéndose al tanto con un calendario de facturas, puede ocuparse de su saldo en poco tiempo sin ser penalizado por cargos por demora y multas.

El pago de las deudas de las tarjetas de crédito ha sido considerado durante mucho tiempo como una tarea desalentadora que a todos nos gusta posponer, pero hay formas de evitarlo Si no se le da bien recordar cuándo hay que pagar, establezca un sistema de pago automático a través de su cuenta bancaria que le asegure el reembolso puntual cada mes y evite las penalizaciones y los altos tipos de interés por incumplimiento de los plazos.

Con esta inteligente estrategia no volverá a olvidarse de pagar sus facturas La automatización de los pagos te ayuda a ir reduciendo las deudas sin ni siquiera pensar en ello. También puedes utilizar un calendario de facturas a la antigua usanza, o una útil aplicación que te notifique las próximas liquidaciones y controle el saldo restante de todas las deudas en un solo lugar.

9.- Destina cualquier «moneda sobrante» a los pagos para salir de las deudas

Revise su presupuesto y sus gastos cada mes para ver si hay algún margen de maniobra que le permita destinar más fondos a su deuda principal. Si recibe algún tipo de ganancia inesperada, dedique la mayor parte o la totalidad de ella a reducir el saldo de esa cuenta, lo que no sólo acelerará el progreso sino que también reducirá los pagos mensuales.

10.- Establecer un fondo de emergencia 

Al establecer una cuenta de ahorros específicamente designada para emergencias, tendrás la tranquilidad de saber que si ocurre algo imprevisto, tus finanzas están a salvo. Puedes crear esta red de seguridad siguiendo estos pasos: 

  1. Asegúrate de que todas las facturas y otras obligaciones financieras, como la matrícula del colegio o los pagos del coche, se pagan puntualmente todos los meses.
  2. Incluye los impuestos que debas en abril en el presupuesto del año siguiente (por ejemplo, 1.000 euros).
  3. Destina entre el 10 y el 20% de lo que te sobre en cada periodo de pago a crear tus fondos de emergencia – ¡ten paciencia! ¿Recuerda lo que era vivir de cheque en cheque? Lo mismo podría ocurrir con un gasto sorpresa que se produzca de repente y sin previo aviso.

La creación de un plan de pago de la deuda que usted puede seguir es vital para su salud financiera a largo plazo. Hay muchas maneras diferen

tes en las que usted puede pagar el dinero que debe, pero es importante encontrar uno que funcione con su estilo de vida y el presupuesto, mientras que todavía proporciona suficientes pagos.

Hemos ayudado a miles de personas a crear un programa de pagos mensuales asequibles para que finalmente puedan ver desaparecer sus deudas en el menor tiempo posible. Si esto suena como algo que usted necesita ayuda. Llámenos hoy en 600-297-502. Podrá hablar directamente con nuestros asesores expertos sobre lo que ofrecemos aquí en nuestra sección de contacto. Ellos te guiarán por el proceso paso a paso hasta.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *